Nuevas recetas

Receta de puré de papa y habas secas con hojas de diente de león

Receta de puré de papa y habas secas con hojas de diente de león



We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Ingredientes

  • 8 onzas de habas secas (aproximadamente 1 1/2 tazas)
  • 1 1/4 tazas de papa Yukon Gold pelada y picada en trozos grandes (aproximadamente 5 onzas)
  • 3/4 taza de cebolla blanca picada en trozos grandes
  • 1/2 taza de zanahoria pelada, picada en trozos grandes
  • 3 cucharadas de aceite de oliva extra virgen, divididas
  • 1 manojo de hojas de diente de león (10 a 11 onzas), 2 pulgadas inferiores de tallos recortados y desechados, hojas verdes cortadas transversalmente por la mitad
  • 1 diente de ajo pelado y cortado por la mitad
  • Pizca grande de pimiento rojo triturado seco
  • Queso parmesano recién rallado

Preparación de recetas

  • Coloque las habas en un tazón mediano. Vierta suficiente agua para cubrir 2 pulgadas. Cubra y deje en remojo a temperatura ambiente durante la noche. Escurre las habas. Quite la cáscara exterior y la piel de los frijoles y deséchelos.

  • Coloque las habas en una cacerola grande. Agregue 8 tazas de agua, papa, cebolla y zanahoria y deje hervir, quitando la espuma que suba a la superficie con una cuchara grande. Reduzca el fuego a medio; agregue una pizca de sal y cocine a fuego lento sin tapar hasta que los frijoles estén muy suaves, revolviendo ocasionalmente y agregando más agua hirviendo según sea necesario para mantener los frijoles sumergidos, aproximadamente 1 hora y 45 minutos. Drenar. Transfiera la mezcla de frijoles al procesador y haga puré hasta que esté casi suave. Sazone al gusto con sal y pimienta. Transfiera el puré de habas al tazón.

  • Caliente 2 cucharadas de aceite en una sartén grande a fuego medio-alto. Agregue hojas de diente de león, ajo y pimiento rojo triturado; saltee hasta que las verduras se marchiten, aproximadamente 2 minutos. Sazone al gusto con sal y pimienta negra recién molida. Coloque las verduras sobre el puré de habas. Rocíe con 1 cucharada de aceite restante; espolvorear con queso parmesano.

Consejo de cocina de prueba

  • Mantenga una olla con agua hirviendo en la estufa para que pueda agregar agua hirviendo a los frijoles según sea necesario.

Receta de Donatella Arpaia,

Contenido nutricional

1 porción contiene lo siguiente: Calorías (kcal) 162.1% Calorías de grasa 46.1 Grasa (g) 8.3 Grasa saturada (g) 1.5 Colesterol (mg) 1.7 Carbohidratos (g) 18.3 Fibra dietética (g) 4.4 Azúcares totales (g) 4.1 Neto Carbohidratos (g) 13.8 Proteínas (g) 5.3 Sección de revisiones

Habas con Verduras Amargas


1 Coloque los frijoles y la papa en una olla grande. Agregue agua fría para cubrir 1/2 pulgada. Deje hervir a fuego lento y cocine hasta que los frijoles estén muy suaves y se deshagan y se absorba toda el agua.

2 Agregue sal al gusto. Tritura los frijoles con el dorso de una cuchara o un machacador de papas. Agrega el aceite.

3 Ponga a hervir una olla grande de agua. Agrega las verduras y la sal al gusto. Cocine hasta que estén tiernos, dependiendo de la variedad de verduras, de 5 a 10 minutos. Escurrir bien.

4 Seca la olla. Agrega el aceite, el ajo y el pimiento rojo triturado. Cocine a fuego medio hasta que el ajo esté dorado, aproximadamente 2 minutos. Agregue las verduras escurridas y sal al gusto. Mezcle bien.

5 Unte el puré de frijoles en una fuente para servir. Apila las verduras encima. Rocíe con más aceite si lo desea. Sirva caliente o tibio.

De "1,000 recetas italianas". Copyright 2004 de Michele Scicolone. Usado con permiso del editor, Wiley Publishing, Inc. Todos los derechos reservados.

Valores nutricionales:

Esta Habas con Verduras Amargas la receta es del Cook'n en Italia Libro de cocina. Descargue este libro de cocina hoy mismo.


Recetas de la granja de Tantré

Precaliente el horno a 400 grados F. Cubra el fondo de la sartén de acabado natural con mango resistente al calor (el hierro fundido funciona mejor) con el aceite. Corte las papas en cuartos, agregue a la sartén y mezcle para cubrir con aceite. Coloque la sartén en la rejilla del medio del horno. Asa las patatas durante 20 minutos. Apague el fuego del horno. Remueve las patatas y déjalas en el horno otros 10 minutos. Revuelva las papas una última vez, luego transfiéralas a un tazón para servir, agregando la mezcla de romero y sal sobre ellas. Para 4 personas.

PURÉ DE PATATAS AZULES CON AJO ASADO

3 libras (aproximadamente 6 tazas) de papas azules
2 1/2 onzas (aproximadamente 2 a 4 dientes, según el tamaño) de ajo asado
1/4 taza de crema agria
1 cucharada. manteca
2 cucharadas. Parmesano rallado
Sal y pimienta

Pelar y cortar las patatas en cubos. Hervirlos en agua con sal durante unos 15 minutos o tiernos con un tenedor. Una vez que las patatas estén cocidas, escurrir el agua.
En un tazón grande, agregue el ajo, la crema agria, la mantequilla y el parmesano a las papas y tritúrelas hasta obtener la consistencia deseada. Añadir sal y pimienta al gusto.

RECETA DE ENSALADA DE PATATAS ROJAS, BLANCAS Y AZULES

1/2 libra de papas pequeñas rosas rojas (papas nuevas)
1/2 libra de papas pequeñas de rosa blanca
1/2 libra de papas pequeñas azules (o moradas)
1/4 taza de mayonesa
1/8 taza de aderezo ranch
1/2 cucharada de vinagre de champán (o vinagre blanco)
1/4 de cucharadita de eneldo seco
Pizca de azúcar (opcional)
1/4 taza de cebollas verdes en rodajas finas (cebolletas), tapas incluidas
Sal y pimienta negra recién molida al gusto.
Tomates de uva para decorar

Cocine a fuego lento las papas rojas, blancas y azules, con piel, en agua con sal hasta que estén tiernas, pero no blandas. Deje enfriar hasta que sea lo suficientemente fácil de manejar, pero aún tibio. Cortar en trozos de 1 pulgada. Combine mayonesa, aderezo ranch, vinagre de champán, eneldo y azúcar opcional. Vierta sobre las papas calientes y revuelva para cubrir. Sazone con sal y pimienta al gusto. Refrigere 2 horas o más para que los sabores se mezclen. Deje que alcance la temperatura ambiente para servir. Adorne con tomates uva. La receta se puede duplicar fácilmente.

* Notas: Las papas cerosas como las papas rosa roja, rosa blanca, azul, morada y dorada son las mejores para la ensalada de papas porque no son granulosas ni harinosas y se mantienen bien juntas. Puede sustituir las cebolletas por cebolletas picadas. Rinde 6 porciones.

SOPA DE CHILE VERDE DE PATATA DE APIO

1 cebolla grande, rebanada
2 cucharadas. mantequilla o aceite vegetal
1 apio de bulbo mediano, pelado y cortado en rodajas de 1/4 de pulgada de grosor
1 1/2 cucharadita tomillo fresco picado
3 papas grandes, peladas y cortadas en rodajas de 1/4 de pulgada de grosor
4 1/2 tazas de leche entera
1/2 taza de chiles poblano asados, pelados, sin semillas y picados
2 cucharaditas sal
1/2 cucharadita pimienta negra
2 cucharaditas azúcar
1 cucharada. vinagre de vino de arroz

Saltee las cebollas en mantequilla o aceite hasta que estén completamente cocidas, unos 15 minutos. Agregue el apio y el tomillo y cocine revolviendo con frecuencia, de 5 a 10 minutos. Agregue las papas, la leche y los pimientos, cocine a fuego lento hasta que las papas y el apio nabo estén bien cocidos. Licue suavemente en un procesador de alimentos. Condimente con sal, pimienta, azúcar y vinagre de vino de arroz. Para 4 personas.

(de espárragos a calabacín: una guía de productos frescos de temporada, MACSAC)

SOPA DE CELERIACO Y PATATAS DULCES

2 cucharadas. mantequilla o aceite vegetal
1 puerro grande, lavado a fondo y en rodajas finas (o 1 cebolla grande, picada)
1 apio nabo grande o 2 medianos, pelado y cortado en cubos de 1 pulgada
1 1/2 libras batatas, peladas y cortadas en cubos de 1 pulgada
1 1/2 cucharadita sal
1/2 cucharadita pimienta gorda molida o nuez moscada
4 tazas de agua o caldo de verduras sin sal
1 taza de sidra de manzana
1 taza de crema ligera o leche (opcional)
Sal y pimienta para probar
1/4 taza de nueces o almendras tostadas, picadas en trozos grandes

Caliente la mantequilla o el aceite en una sartén grande a fuego medio-bajo. Saltee las cebollas, revolviendo ocasionalmente durante unos 10 minutos, o hasta que estén ligeramente doradas. Agrega el apio, las batatas y la sal. Cubra y cocine, revolviendo unas cuantas veces, durante unos 10 minutos. Agregue la pimienta de Jamaica o la nuez moscada y revuelva por un minuto más. Vierta agua y sidra de manzana. Aumente el fuego y cocine a fuego lento durante unos 30 o 40 minutos, hasta que estén muy tiernos. Deje enfriar a tibio y haga puré en una licuadora o procesador de alimentos y vuelva a poner en la olla (o use una licuadora para hacer puré la sopa en la olla). Agregue la crema o la leche. Sal y pimienta para probar. Sirva caliente y agregue nueces. Para 6.

(del libro de cocina de Genesis Farm)

CHUTNEY DE TOMATE VERDE

1 libra de tomates verdes, picados
1/2 libra de cebollas picadas
1/2 libra de miel
1/2 libra de pasas
1 pinta de vinagre de sidra
1 cucharada. sal marina

Cocine a fuego lento todo junto hasta que espese. Botella caliente en frascos esterilizados.

(de "Comida sencilla para la buena vida" de Helen Nearing)

TOMATES VERDES FRITOS PRIMERA HELADA

1 lg. tomate verde por persona
huevos y leche (2 cucharadas de leche por huevo)
Aceite para freír
empanizado (harina de maíz, pan rallado o harina)
sal y pimienta u otros condimentos (ver receta).
queso parmesano
Cortar los tomates en rodajas de 1/2 pulgada de grosor. Combine la leche y los huevos en un tazón y el empanizado y los condimentos en otro. (Los condimentos alternativos incluyen: albahaca, orégano, curry en polvo, semillas de sésamo o chile en polvo). Sumerja las rodajas de tomate primero en la mezcla de huevo, luego en la mezcla de empanizado / condimento y fría hasta que estén doradas por ambos lados.


Cómo hacer sopa de frijoles secos sin receta

Las sopas de frijoles secos son abundantes y perfectas para los días fríos. Se pueden usar frijoles negros, frijoles blancos, frijoles rojos, frijoles de Lima. Para obtener una sopa suave y aterciopelada, haga puré o mezcle los frijoles en una licuadora después de cocinarlos para obtener una sopa con textura, haga puré solo la mitad de los frijoles.

El agua es el ingrediente líquido común para las sopas de frijoles secos, pero para saborear use caldo blanco hecho con ternera (de terneros criados en pastos) o el líquido de carnes cocidas con agua como corvejones de jamón o lengua.

Los frijoles secos cocidos lentamente con vegetales aromáticos y hierbas, especias o semillas absorberán literalmente esos sabores. También se pueden agregar trozos de carne de res, cerdo o cordero a los frijoles secos para cocinar, para que la sopa sea más sabrosa.

Proporción: La proporción básica para las sopas de frijoles secos es de 2 partes de frijoles secos (o cualquier vegetal seco) por 3 a 4 partes de líquido. Por ejemplo, 2 tazas de frijoles secos (aproximadamente 1 libra) agregadas a 4 tazas de agua fría o caldo blanco.

Para darle sabor y sabor después de la cocción preliminar de los frijoles secos, agregue 1 parte de vegetales aromáticos salteados — zanahorias, apio y cebollas, 1 a 2 partes de carne cortada en cubos y sazone con sal y hierbas al gusto.

Proporción cocida: 1 libra de frijoles secos = 2 tazas de frijoles secos = 6 tazas de frijoles cocidos. Esto hará aproximadamente 10 porciones.

Frijoles secos para sopas:

Use caldo blanco con frijoles secos para obtener el mejor sabor.

  • Negro / tortuga: frijoles negros grandes con ligero sabor dulce interior cremoso.
  • Cannellini / riñón italiano: frijoles blancos de tamaño mediano, en forma de riñón, sabor a nuez.
  • Arándano: frijoles pequeños y redondos con marcas granates sabor a nuez.
  • Habas / haba: frijol tostado grande, plano y ovalado.
  • Garbanzos / garbanzos: sabor a nuez de frijol en forma de bellota.
  • Gran Norte: sabor delicado de frijol blanco grande, ligeramente redondo.
  • Riñón: frijoles de tamaño mediano, en forma de riñón, de color rosa a granate, sabor con cuerpo.
  • Lima / mantequilla: medio, ligeramente en forma de riñón, de color blanco a verde pálido, sabor mantecoso a judía.
  • Marina / Yankee: frijol blanco pequeño, redondo.
  • Pinto / rojo mexicano: frijol mediano, en forma de riñón, con rayas de color beige a marrón.
  • Variedades tradicionales (Calypso, Tongues of Fire, Jacob's Cattle, Madeira): una amplia gama de tamaños y colores, algunos con rayas, otros con motas.

Remojo preliminar de frijoles:

Los frijoles secos son secos y duros, por lo que deben rehidratarse, es decir, deben absorber agua, para que sean comestibles. Remoje los frijoles secos en líquido durante la noche (remojo prolongado) o use el método de remojo corto antes de cocinar los frijoles secos.

Siga estos pasos para preparar frijoles secos para cocinar:

  • Extienda los frijoles secos en una bandeja o en una olla ancha y retire cualquier fragmento de cáscara, piedras pequeñas u otras partículas extrañas y luego enjuague bien.
  • Coloque los frijoles secos en una olla grande y cúbralos con 3 veces su volumen en agua fría para remojar y rehidratar. Asegúrese de que los frijoles no sobresalgan de la superficie. Los frijoles secos deben remojarse uniformemente o no se cocinarán al mismo ritmo.
  • Agrega dos o tres pizcas de sal al líquido. La sal ralentizará la velocidad a la que los frijoles absorben agua y se ablandan, pero los frijoles remojados previamente en agua con sal se cocinarán más rápido y serán más sabrosos.

Método de remojo largo: Deje que los frijoles se remojen en el refrigerador durante 4 horas o toda la noche.

Método de remojo corto: Cubra los frijoles con 2 pulgadas de agua, lleve el agua a fuego lento durante dos minutos, retire la olla del fuego directo y cubra, deje reposar los frijoles durante 1 hora.

Escurrir después de remojar y usar agua fría para cocinar.

Remojar los frijoles secos filtra azúcares complejos no digeribles que causan flatulencia de los frijoles en el agua, y el remojo también filtra algunos nutrientes, sabor y color de los frijoles. Cuando se usa agua de remojo como agua de cocción, se retienen los nutrientes, el sabor y el color, pero también los azúcares que causan flatulencias.

Hacer sopa de frijoles secos:

Agregue caldo o agua a los frijoles. Coloque los frijoles remojados en una olla ancha, pesada y no reactiva, una olla lo suficientemente ancha para que los frijoles sean fáciles de revolver. Agregue suficiente caldo blanco o agua o líquido de cocción para cubrir los frijoles al menos 2 pulgadas. Asegúrese de que el líquido cubra los frijoles durante todo el tiempo de cocción.

Hervir y luego hervir a fuego lento. Lleve los frijoles y el líquido a ebullición y luego reduzca inmediatamente el fuego a fuego lento. Cocine los frijoles a fuego lento. Hervir los frijoles generalmente resulta en una coquización desigual: algunos granos se desintegrarán en la turbulencia del agua hirviendo y la cubierta de semillas de otros permanecerá dura y nunca se volverá tierna.

Cocine a fuego lento los frijoles hasta que estén uniformemente tiernos revolviendo ocasionalmente para evitar que los frijoles se asienten en el fondo y se quemen. El tiempo de cocción a fuego lento dependerá de la cantidad de frijoles; cocinar a fuego lento una olla grande de frijoles tomará de 2 a 3 horas.

Verifique el nivel de líquido de cocción y agregue más según sea necesario para mantener los frijoles cubiertos. Para preservar el color de los frijoles negros y rojos, minimice la cantidad de líquido de cocción que extrae los pigmentos de las capas de las semillas, pero mantiene los frijoles cubiertos. Quite la espuma o las impurezas que se hayan acumulado en la superficie del líquido de cocción.

Cocine hasta que los frijoles estén tiernos. Verifique la textura de los frijoles para ver si están cocidos a medida que avanza. Un frijol bien cocido tiene una textura suave y cremosa, pero aún conserva su forma, no es duro ni granulado. Un frijol bien cocido debe ser suave y fácil de triturar con un tenedor o una cuchara.

Cuando los frijoles estén tiernos, apague el fuego y deje que los frijoles se enfríen en su líquido. Si drena el líquido de los frijoles calientes, la piel se agrietará.

Agregando sabor a los frijoles:

Los frijoles desarrollan sabor a medida que se cocinan, pero el sabor es sutil. Puede realzar el sabor de los frijoles cocidos agregando tubérculos aromáticos, hierbas y especias, o carne a la olla cerca del final de la cocción, los últimos 10 a 30 minutos. El sabor de las verduras, las hierbas y la carne se infunde en el agua y, a su vez, se introduce en el frijol.

(Cuando un frijol se cocina, el líquido se filtra en el frijol a través de su hilio, la pequeña mancha blanca en su costado donde una vez estuvo conectado a la vaina. Los gránulos de almidón dentro del frijol se hinchan con el líquido, el agua tibia ingresa al frijol más rápidamente que el agua fría. Finalmente, los gránulos estallan alterando la textura y el sabor de los frijoles, se vuelven menos almidonados y adquieren un sabor más redondo y una textura más suave. Cuando las verduras, hierbas o carne se cocinan en líquido con frijoles, sus compuestos de sabor solubles se disuelven en el líquido. El líquido entra en el frijol hinchado y le da sabor. Un frijol que se ha hinchado por completo y ya no puede absorber líquido no puede absorber ningún líquido aromatizado. Por lo tanto, para agregar sabor a los frijoles, debe agregar verduras aromáticas, hierbas o carne al líquido antes de que los frijoles estén Completamente cocinado.)

Aquí hay varias opciones de saborizantes para agregar cerca del final de la cocción de frijoles secos:

  • Saltee verduras aromáticas cortadas en cubitos por separado: cebollas, apio, zanahorias, puerros, raíz de apio, chirivía, ajo y # 8211 en aceite de oliva hasta que estén suaves, luego revuélvalos en la olla de frijoles con unos 10 minutos para cocinar y luego deje reposar la mezcla durante unos minutos. para permitir que los sabores se mezclen.
  • Al final de la cocción, agregue sal y pimienta al gusto, agregue bouquet garni & # 8211 unas ramitas de tomillo, tallos de perejil y dos hojas de laurel atadas con hilo de cocina & # 8211 para remojar.
  • Agregue un corvejón de jamón o un hueso de prosciutto para cocinar con los frijoles lentamente (agréguelos más temprano que tarde en el proceso de cocción para obtener un sabor carnoso profundo, incluso puede agregarlos al comienzo de la cocción). El tocino cortado en cubitos o el filete de jamón agregado al líquido también le dará sabor a los frijoles, al igual que los trozos de carne de res, cerdo o cordero.
  • Agregue cerca del final de la cocción los tomates pelados y sin semillas y la pasta previamente hervida durante 7 a 8 minutos en agua ligeramente salada y enjuague.

Deje por lo menos 10 minutos de cocción de frijoles con saborizantes para que los sabores se infundan.

Cómo espesar la sopa de frijoles:

Cuando los frijoles se hayan ablandado por completo, la sopa está lista para servir, pero también puede espesar la sopa transfiriendo una taza o dos o más de los frijoles y el caldo a una licuadora y hacer un puré bien. Luego regrese el puré a la olla de cocción.

La sopa también se puede espesar retirando la mitad de los frijoles a un tazón donde se pueden triturar a mano con un tenedor o un machacador de papas y luego volver al caldo, o algunos de los frijoles se pueden triturar directamente en la olla de sopa.

El líquido cremoso de un puré de mano o licuadora suspenderá muy bien una mezcla de frijoles enteros y partidos en la sopa. Para obtener una sopa suave, haga puré o mezcle todos los frijoles en una licuadora después de cocinar para obtener una sopa con textura, haga puré solo la mitad de los frijoles.

El ácido, el azúcar y el calcio retrasarán el ablandamiento de los frijoles y los mantendrán firmes durante la cocción. Los tomates, el vino, los jugos de frutas y el vinagre son ácidos. Melaza: como se usa en los frijoles horneados de Boston, contiene azúcar y calcio. Estos se pueden agregar a los frijoles de cocción cerca del final de la cocción.

Sirviendo sopa de frijoles:

Para servir, retire las hierbas, caliente bien la sopa y sirva en tazones calientes.

Espolvoree queso parmesano y una pizca de aceite extra virgen sobre cada porción en la mesa o agregue una cucharada de vino seco a cada taza o tazón. La sopa de frijoles también se puede enriquecer con una cucharada de crema o animar con un chorrito de jugo de limón fresco y una hoja o dos de perejil.


ZITI CON FRIJOLES FAVA Y DIENTES VERDES

8 oz. habas secas (remojadas durante la noche), escurridas
6 dientes de ajo grandes, finamente picados
1/4 taza de aceite de oliva virgen extra
2 cucharadas perejil de hoja plana, picado grueso
1 puerro grande (blanco y # 038 3 y # 8243 de verde), picado grueso
1 libra de hojas de diente de león (bien lavadas), picadas en 2 & # 8243 piezas
3 tomates maduros medianos, (incluir jugo), picados
½ cucharadita pimienta roja molida
½ cucharadita Orégano seco
Sal y pimienta para probar
8 oz. pasta ziti

Ponga las habas remojadas y 6 tazas de agua en una olla grande. Cubra y deje hervir a fuego alto. Agregue la mitad del ajo picado, 2 cucharadas de aceite de oliva y perejil. Baje el fuego a medio, cubra y cocine a fuego medio, revolviendo ocasionalmente, durante aproximadamente 1-1 / 2 horas, o hasta que los frijoles estén tiernos. Mientras tanto, en una sartén grande, caliente las 2 cucharadas de aceite de oliva restantes a fuego medio-alto. Agregue el ajo restante, los puerros, los dientes de león y los tomates con sus jugos. Tape la sartén y cocine durante unos 45 minutos, revolviendo ocasionalmente, hasta que la salsa se espese. Espolvoree con pimiento rojo triturado, orégano, sal y pimienta. Revuelva bien para mezclar. Baje el fuego y manténgalo caliente mientras los frijoles continúan cocinándose hasta que estén tiernos. Cocine el ziti de acuerdo con las instrucciones del paquete. Escurra y agregue la pasta a las hojas de diente de león cocidas. Cubra y mantenga caliente. Cuando los frijoles estén listos, tritúrelos ligeramente con un machacador de papas. Agregue la mezcla de diente de león / ziti a la olla de frijoles y revuelva bien para combinar. Cocine por 10 minutos, revolviendo ocasionalmente. Gusto por los condimentos. Para 4 personas


Cómo hacer sopa de puré de verduras sin receta

Triture las verduras aromáticas y dulces en una licuadora para obtener una sopa aterciopelada o tritúrelas a mano en la olla para obtener una sopa ligeramente gruesa. Sopa de zanahoria, sopa de puerros y papas, sopa de coliflor, sopa de brócoli, sopa de calabaza de invierno: los tubérculos y las verduras con mucho cuerpo o con flores hacen sopas de puré espesas y sabrosas.

Las papas, las zanahorias, los nabos, los colinabos y también la calabaza de invierno, el brócoli y la coliflor son lo suficientemente sabrosos y sustanciales como para espesar una sopa una vez hecha puré, no se necesita ningún espesante de almidón. El maíz, los guisantes, las habas, los espárragos y el repollo en puré también pueden espesar una sopa.

Puré de verduras tiernas y húmedas y champiñones, pimientos verdes, espinacas, calabacines, apio y cebollas para obtener una sopa ligera y suave.

Use verduras frescas del huerto o sobras del refrigerador para crear sabrosas sopas en puré. No necesitará una receta una vez que comprenda la proporción y el método:

Cómo hacer sopa de puré de verduras sin receta

Notas de preparación y proporción. La proporción de líquido a sólido para una sopa de verduras en puré es de 4 a 1 a aproximadamente 3: 1 para hacer una sopa de puré cremosa, 1 parte del líquido debe ser crema o leche para espesar y dar sabor para hacer un puré de verduras espeso que usted podría servir como guarnición use una proporción de líquido a sólido de 2: 1. Una libra de verduras equivale aproximadamente a 2¼ tazas.

Deje de 1 a 2 tazas de sopa terminada por porción. El condimento es al gusto y un aderezo o guarnición es opcional. Deje que se prepare y cocine durante una hora o más.

Paso uno. Establezca la base de sabor para la sopa calentando un par de cucharadas de aceite de oliva o derritiendo mantequilla en una olla de fondo grueso (para dispersar el calor de manera uniforme) a fuego medio-bajo. Agregue un puerro grande o una cebolla pequeña cortada y partida por la mitad y picada uniformemente o agregue algunos dientes de ajo machacados (o ambos). Sudar solo cubierto con aceite o mantequilla hasta que esté tierno a fuego medio-bajo hasta que esté fragante y suave pero no dorado, de 5 a 15 minutos dependiendo de la cantidad. Agregue un ramo de hierbas atadas a la olla y cocine por 2 a 3 minutos más: las hierbas pueden incluir 3 o 4 ramitas de tomillo, 2 hojas de laurel medianas, 4 o 5 ramitas de perejil de hoja plana; varíe las hierbas al gusto u omita ellos, pero manténgalo simple para no confundir el sabor. A esto puede (pero no es necesario, según el sabor que busque) agregar vino blanco, aproximadamente una taza o un poco más, y cocinar hasta que se reduzca a solo un par de cucharadas. Este paso infunde la grasa & # 8211 la mantequilla o el aceite & # 8211 con el sabor y el aroma de la cebolla o los puerros y las hierbas; la grasa, a su vez, dispersará el sabor por toda la sopa.

Segundo paso. Agregue caldo de pollo o agua (use agua para una sopa vegetariana más liviana) y suba el fuego y hierva revolviendo ocasionalmente. Para una cocción más rápida, caliente el caldo con anticipación, mientras prepara la base de sabor en el Paso uno. Agregue una o dos verduras cortadas y picadas en trozos grandes o en cubitos medianos y deje que hierva y luego reduzca el fuego a fuego lento. (Por ejemplo, agregue solo coliflor cortada en floretes del tamaño de un bocado o agregue brócoli y coliflor. Sus combinaciones de vegetales o vegetales pueden variar según la temporada en que prepare esta sopa: solo zanahorias, solo calabaza de invierno, solo maíz, una sola verdura, o combinaciones de nabos y colinabos o puerros y papas, muchas variaciones. Cocine a fuego lento, manteniendo los sólidos cubiertos con caldo o agua, hasta que las verduras estén tiernas y se deshagan cuando se pinchan con un tenedor, aproximadamente de 20 a 30 minutos, cuanto más grandes sean las piezas de verdura cuanto mayor sea el tiempo de cocción. Los trozos más pequeños, como el maíz, pueden estar listos en 5 minutos. Las verduras deben cocinarse bien para darle su sabor al caldo. Para obtener el sabor más profundo, saltee las verduras ligeramente antes de agregarlas al caldo, agregue las verduras de cocción larga y las verduras de cocción corta cerca del final.

Paso tres. Retire el caldo y las verduras del fuego. Retire las hierbas. Haga puré la verdura tierna junto con el líquido de cocción. Haga puré en una licuadora (en lotes pequeños), o en el tazón de trabajo de un procesador de alimentos, o con una licuadora de inmersión directamente en la olla, o para obtener un puré grueso, revuelva vigorosamente en la olla con una cuchara o batidor. (Si usa una licuadora para hacer puré una sopa caliente, asegúrese de que la tapa esté bien cerrada y que haya una salida de aire para permitir que salga el vapor). Para hacer una sopa espesa, rica y cremosa, agregue una taza (más o menos) de crema o leche entera o mitad y mitad o leche descremada antes de mezclar, tan espesa o delgada como desee. (Cuanto más rico sea el líquido, más satinada será la sopa.) Para hacer un puré aterciopelado y uniforme, pase la mezcla por un colador fino después de mezclar. (Si no usó hierbas antes, puede echar un poco de perejil fresco u otras hierbas suaves en la licuadora antes de hacer puré).

Paso cuatro. Regrese la sopa a la olla o cacerola y cocine a fuego lento — algunas burbujas dispersas, diluyendo con caldo adicional o agua si la sopa parece demasiado espesa, y sazone al gusto con sal y pimienta negra recién molida si lo desea.

Atender. Sirva la sopa caliente o fría a temperatura ambiente antes de servir o refrigere y sirva fría.

Una guarnición debe animar, no complicar, restar valor o potenciar el sabor de la sopa. Si decora, use una cucharada o un remolino de crema o un trozo de mantequilla clarificada o aceite de oliva sobre la sopa o un chorrito de limón. También puede decorar con hierbas frescas, verduras en rodajas finas, queso rallado, picatostes o pan rallado.

Sirva como comida con ensalada y pan crujiente o galletas saladas o solo como primer plato.


Únase a nuestro CSA 2021 completando el formulario del Acuerdo de participación AQUÍ.

Alcachofas

El corazón y las hojas internas de las alcachofas quedan maravillosamente tiernas una vez que se pelan las hojas exteriores oscuras. Incluso las alcachofas más pequeñas tienen una armadura de hojas exteriores resistentes para proteger el dulce tesoro de nueces que hay en el interior. Incluya los tallos si lo desea, tendrá que pelarlos antes de cortarlos. Los tallos pueden ser dulces, como los corazones, pero a veces también son amargos. Asegúrese de utilizar un cuchillo no reactivo para evitar que las superficies cortadas se oscurezcan.

Las alcachofas se decolorarán si se preparan con anticipación, a menos que las cubra con agua de limón. Para hacer agua con limón, agregue el jugo de 1 limón a 2 a 3 tazas de agua en un tazón mediano. También puede agregar algunas rodajas cortadas del limón exprimido al agua si lo desea.

Recorta la parte superior y los extremos del tallo de las alcachofas. Pele las hojas exteriores, hasta las tiernas hojas interiores de color verde claro. Corta las alcachofas en cuartos y corta el ahogo. Corta los cuartos en 3 o 4 rodajas (o como se indica en la receta) y colócalos inmediatamente en el agua con limón. Incluso se mantendrán durante la noche en el refrigerador de esta manera, solo asegúrese de cubrir el recipiente. Cuando esté listo para usar las alcachofas, escúrralas y luego continúe con la receta. (tomado de Campos de Verdes por Annie Somerville)

Rúcula

La rúcula pertenece a la familia de la mostaza, pero su sabor se parece más al berro ligeramente picante que a la mostaza o nabo más fuerte y amargo. Parece un cruce entre hojas de diente de león y lechuga de hoja de roble. Originaria de la región mediterránea, la rúcula también se llama roqueta, rugula, rucola, ensalada de rúcula, y Cohete mediterráneo. Comenzó como alimento campesino en países como Italia, donde se recolecta de forma silvestre.

La rúcula es una de las verduras para ensalada más nutritivas. Supera la lechuga, la achicoria, la lechuga romana y el berro en betacaroteno, vitamina C y calcio. La rúcula, una verdura crucífera que también combate el cáncer, contiene más calcio que la col rizada y la berza, dos verduras que se destacan por su alto contenido de calcio.

Este verde nutritivo tiene una versatilidad más allá de la ensaladera y es fácil de introducir en sus comidas. Una vez que las hojas tiernas se lavan y se separan de los tallos, se pueden rasgar o cortar y están listas para usar. La rúcula es un excelente sustituto de la lechuga en sándwiches, agregando una agradable dimensión afilada y a nuez. Pruébelo con verduras a la plancha, pavo, queso o cualquier otro sándwich.

La rúcula también se puede usar como hierba fresca (que a veces es como se clasifica). Se puede agregar a pastas, sopas y platos de verduras y granos como ensalada de papa, tabouli, ensalada de col y ensalada de zanahoria. También se puede convertir en pesto. Este verde frondoso combina bien con frutas cítricas, bayas, aguacate y lechugas suaves como la manteca y la Bibb. Es delicioso cuando se sirve con aderezos hechos con vinagre balsámico o cítricos.

Almacenamiento: La rúcula es muy perecedera y es mejor usarla inmediatamente. Debe guardarse en una bolsa de plástico en el frigorífico. También puede envolver una toalla de papel húmeda alrededor de las raíces y colocarlas en una bolsa de plástico que no esté bien cerrada. No guarde las verduras en el mismo cajón que las frutas porque las frutas liberan gas etileno, que provoca el deterioro de las verduras.

Espárragos

Remolachas (y sus verduras)

Las hojas de remolacha son fáciles de preparar y de cocción rápida, además de nutritivas. Las tapas comestibles y deliciosas son mejores fuentes de vitaminas y minerales que las propias remolachas, con más vitamina C, calcio y hierro. Pero a pesar de estos atributos, algunas personas aún los descartan.

Las hojas de remolacha tienen un hermoso color verde vino oscuro y un sabor maravillosamente complejo que es terroso pero suave con matices de remolacha dulce. En términos generales, si le gustan las remolachas frescas y dulces, disfrutará de las hojas de remolacha comestibles. Incluso si no le gustan las remolachas pero le gustan las espinacas o acelgas, es posible que desee probar las hojas de remolacha. Los tres son verduras de cocción suaves y no amargas de la familia del pie de gallina (Chenopodium). Las hojas de remolacha ofrecen un sabor un poco más robusto y una hoja más densa que las espinacas o las acelgas, pero se cocinan con la misma ternura y delicadeza.

Cocinar las hojas de remolacha es fácil y mejor si las marchitas en una sartén con un poco de agua. En una preparación clásica y deliciosa, las hojas de remolacha se saltean en aceite de oliva (1 cucharada o menos es suficiente) con varios dientes de ajo picado, luego se cubren y se cuecen durante 8 a 10 minutos. Agregue un chorrito de jugo de limón justo antes de servir. Además de un poco de aceite, agregue algunas cucharadas de agua para evitar que se pegue. Las hojas de remolacha también se pueden cocinar al vapor y aderezar después.

Algunos sabores que complementan la remolacha también resaltan las verduras: eneldo, limón, manzanas, vinagre balsámico, naranjas y jugo de naranja. Otros condimentos para usar incluyen canela, nuez moscada, clavo y jengibre. Los diferentes quesos también equilibran el sabor profundo de las verduras.

Almacenamiento: Separe las verduras de las remolachas y guárdelas en el refrigerador (juntas o separadas) en una bolsa de plástico que no esté bien cerrada. Las hojas de remolacha son más perecederas que las remolachas frescas y se conservan solo durante 3 a 4 días.

Habas

Las habas son una de las legumbres alimentarias domesticadas más antiguas. Las referencias a las favas se encuentran tanto en el Talmud como en la Mishna, lo que indica que han sido parte de la dieta del Medio Oriente desde al menos desde el siglo IV.

El término "habas" (del italiano fava, que significa "haba") se utiliza en algunos países de habla inglesa como los Estados Unidos, pero "haba" es el nombre más común en el Reino Unido y Australia y Nueva Zelanda.

Los frijoles son una gran fuente de fibra, proteínas, hierro, vitaminas B, potasio, magnesio y muchos otros nutrientes beneficiosos. Las favas tienen un sabor suave y cremoso que complementa muchos platos de primavera. Las favas frescas requieren un poco de tiempo, ya que deben descascararse, cocinarse y luego pelarse. Sin embargo, vale la pena el esfuerzo.

Los frijoles se pueden freír, lo que hace que la piel se abra, y luego se salan y / o condimentan para producir un bocadillo sabroso y crujiente. Estos son populares en China, Malasia, Colombia, Perú (habas saladas), Guatemala (habas), México (habas con chile), Gilan (norte de Irán) y Tailandia (donde su nombre significa "nuez de boca abierta").

En algunos países árabes, las habas se utilizan para un plato de desayuno llamado ful mudammas.

Las habas también son comunes en la cocina latinoamericana. En el centro de México, el puré de habas es un relleno común para muchos alimentos a base de harina de maíz. antojito bocadillos como tlacoyos. En Colombia, se utilizan con mayor frecuencia enteros en sopas de verduras. Las habas secas y saladas son un bocadillo popular en muchos países latinos.

Las habas se cultivan ampliamente en los distritos de Kech y Panjgur de la provincia de Baluchistán en Pakistán y en la provincia oriental de Irán. Se les llama bakalaink en el idioma balochi, y Baghalee en persa


Receta: Halibut de Josiah Citrin con tocino ahumado - Emulsión de habas

Hoy en Good Food, entrevistas de Laura Avery Josiah Citrin, chef y propietario de Melisse en Santa Mónica, sobre su nuevo libro de cocina En busca de la excelencia. Esta receta para Fletán con tocino ahumado - Emulsión de habas está en el libro. Josiah dice que si bien ejecutar todo el plato lleva mucho tiempo, puede elegir técnicas o salsas del libro que le gusten y elegir simplemente hacerlas en lugar de completar todo el plato. Sigue leyendo para conocer la receta completa ...

Fletán de Alaska

Confit de tomate, aceitunas niçoise, emulsión de tocino ahumado y habas

6-3 ½ onzas de filete de fletán, cortado en cuadrados de 2 ¼ x 2 ¼ x 1 pulgada
1 cucharada de sal marina

Emulsión de tocino ahumado y habas
3 rebanadas de tocino ahumado de manzana
2 cloves sliced Triple Blanched Garlic (page #)
1 tablespoon sliced shallot
1 ½ cups Chicken Stock (page #)
3 branches savory
2 tablespoons heavy cream
1 cup fresh double-peeled fava beans, young and tender (about 2 ½ pounds whole favas in their pods)
1 tablespoon unsalted butter
Sea salt and freshly ground white pepper to taste

Fava Bean Ragout
1 small Yukon gold potato, peeled and cut into small dice
3 tablespoons Vegetable Stock (see below)
¼ cup fresh double-peeled young and tender fava beans (about ¾ pound)
1 teaspoon grated lemon zest
1 tablespoon salted butter, cut into small dice
3 Tomato Confit, cut into small dice (see below)
1 tablespoon Niçoise olives, cut into brunoise
1 teaspoon savory leaves, picked
Sea salt and freshly cracked white pepper to taste

To Finish
2 quarts Vegetable Stock
1 tablespoon xanthan gum
Sea Salt to taste

Adornar
6 small mizuna leaves
6 small red dandelion greens
6 verbena hybrid flowers
Fleur de sel and Espelette pepper to taste

Halibut
Sprinkle the halibut with 1 tablespoon sea salt and let sit in the refrigerator for 45 minutes. Rinse and dry well, put on a plate and refrigerate, unwrapped, for at least 45 minutes. This process will season the fish and remove water making the fish more dense and less likely to flake during cooking.

Smoked Bacon-Fava Bean Emulsion
Heat a saucepan over medium heat. Add the smoked bacon and render for 2 minutes. Add the garlic and shallots and sweat for 1 minute. Add the Chicken Stock and savory and bring to a boil, reduce to a simmer and cook for 5 minutes. Add the cream and return to a boil. Strain through a chinois into a saucepan and bring back to a boil. Add the fava beans and cook at a simmer for 5 minutes. Transfer to a blender and puree until smooth then season to taste with sea salt and freshly ground white pepper. Strain through a chinois back into the saucepan. Keep warm. If preparing in advance, strain into a stainless steel bowl then set that bowl over a bowl of ice and stir to chill. Cover and refrigerate.

Fava Bean Ragout
Put the diced potato in a pot with 1 quart of cold water and 1 tablespoon of sea salt. Bring to a light simmer and reduce heat so it is just barely simmering. Cook for 5 minutes or until cooked through but potatoes hold their form. Strain and set aside.

Put the Vegetable Stock in a small sauté pan with the fava beans. Bring to a boil and cook for 1 minute, stirring often. Add the potatoes and cook for another 30 seconds. Add the lemon zest and slowly mix in the butter until it emulsifies with the Vegetable Stock. Add the diced Tomato Confit, Niçoise olives and the savory. Gently mix to combine well and cook for 30 more seconds, or until the butter nicely coats the Fava Bean Ragout. Season the fava beans with freshly cracked white pepper and sea salt if needed. Keep warm.

To Finish
Put the Vegetable Stock in a large rondeau that can hold the 6 pieces of halibut without crowding. Bring the stock to a boil. Add the xanthan gum and blend with an immersion blender to combine well. Season with sea salt. Bring to a boil, add the halibut and reduce the heat to a low simmer. Let the fish cook for 7 minutes. Gently remove and transfer to a tray, wiping off any remaining poaching liquid. Season with fleur de sel and Espelette pepper.

To Serve
Reheat the Fava Bean Ragout. Reheat the sauce, add the 1 tablespoon butter and blend with an immersion blender until frothy. Spoon 2 tablespoons of sauce into six heated shallow soup bowls. Place the halibut in the center and cover with the Fava Bean Ragout. Garnish with the mizuna, dandelion and verbena flowers.

1 cup fresh peeled garlic

As the liquid comes to a simmer, be sure to give it one last good skimming to remove all visible impurities that are at the surface. It is easier to skim before adding the vegetables. Add the vegetables, bouquet garni and black peppercorns and bring the liquid back to a simmer, skimming often. Simmer for 1 ½ hours, skimming frequently. Turn off the heat and let the stock rest to allow any particles to sink to the bottom.

Ladle the stock through a chinois into a container large enough to hold 8 quarts. You can use a small saucepan as a ladle if you do not have a large enough ladle. Discard the stock in the bottom of the pot and do not be tempted to pour the stock through the chinois, as that will only cloud the stock. Chill the stock in a container in a sink filled with ice water.

I like to make a light chicken stock because we use it in a lot of different applications and do not want a strong chicken flavor instead, we want a subtle aroma. If you would like a stronger flavor, just reduce slowly, skimming away any impurities that rise to the surface.

Once you achieve your desired chicken flavor, chill in a container in a sink filled with ice water. Stir until the stock is cold. Store in the refrigerator overnight the next day, remove the fat that has coagulated on the surface. This stock can be saved for up to 4 days in the refrigerator. You can freeze it in several ½ cup containers.

To prepare a double stock, combine your chilled stock with 2 whole chickens rinsed under water and repeat the process above. This stock has a rich silky flavor and is used at Mélisse to make rich broths.

Vegetable Stock
Yields 3 ½ quarts

1 cup chardonnay
1 tablespoon Unsalted Butter
1 clove garlic, peeled
4 large brown onions, peeled and cut into large dice
2 large carrots, peeled and cut into large dice
½ bunch celery, stalks only, cut into large dice
2 large leeks, white parts only, thoroughly cleaned and cut into large dice
1 fennel bulb, thinly sliced
1 teaspoon fennel seeds
1 cucharadita de semillas de cilantro
1 teaspoon sea salt
2 ½ quarts water
3 ramitas de tomillo
3 ramitas de tomillo
1 Bay leaf
1 Orange, cut in half

Put the white wine in a heavy saucepan and bring it to a boil, reduce to a simmer and then reduce by half.

Place the butter and garlic in a large pot with at least an 8-quart capacity. Put the pot over medium heat and roast the garlic until lightly golden. Add the onions, carrots, celery, leeks, fennel, fennel seeds and coriander seeds. Season with the sea salt and sweat for about 8 minutes, stirring constantly with a wooden spoon. Add the water, thyme and bay leaf, bring to a boil, reduce to a simmer and cook for 20 minutes. Add the orange and reduced white wine and bring to a boil. Reduce the heat to a low simmer and cook for 20 more minutes more. Strain the stock through a chinois into a stainless steel bowl that is set over a bowl of ice and stir to chill. Cover and refrigerate.

This can be stored for up to 4 days in the refrigerator or split into ½ cup portions and stored in the freezer. If freezing, freeze immediately once it has been chilled.

Tomato Confit
10 Roma tomatoes
Extra virgin olive oil
Sea salt
Pimienta negra recién molida
Thyme sprigs

This yields 20 Confit Tomatoes

Tomato Confit
Cut and remove cores from the tomatoes and slash an “X” into the bottom of each. Add the tomatoes to a pot of salted boiling water for 20 seconds to loosen the skin (the skin on riper tomatoes will loosen more quickly). Immediately remove the tomatoes and transfer to an ice water bath to cool. Peel the loosened skins from the tomatoes and cut into halves. Retirar las semillas.

Preheat the oven to 225 degrees. Line a baking sheet with aluminum foil. Drizzle the foil with olive oil and lightly sprinkle with sea salt and freshly ground black pepper. Lay the tomato halves on the foil with the inside down. Drizzle more olive oil over the tomatoes and sprinkle with sea salt. Scatter thyme sprigs over the tomatoes.

Place in the oven for about 6 hours, until they are three quarters dried, but still have a little juice left. Remove the thyme. Let the tomatoes cool. Once they are cool, line them in a container with a tight-fitting lid. Cover with extra virgin olive oil. This can be made ahead of time and kept for one week. When using, always remove excess oil with a paper towel so the tomatoes are not oily.


My Chop "Recipe"

(Chop, for those who don't know, is simply a name for "salad" or "mash" as some call it. It usually consists of veggies, fruits, legumes, and grains, or some combination of those. It's a way to give our feathered friends a tasty, healthy variety of good things to supplement their diet. For my crew, it makes up about 30-40% of their diet.)

For a long time, my birds would not accept any frozen chop, so I developed this formula to help me stay focused on nutrition without making a ton of food. After a lot of trial and error, they finally started to eat the frozen stuff, and Jingo actually prefers it now when it's still a little frozen vs completely thawed! You can use this formula whether you want a little or a lot.

My philosophy for chop is this: every bite that the bird takes should be meaningful. It should be nutritious. It should be a part of a healthy diet, not a treat. Chop can be as simple or complicated as you want. My basic goals for every chop are:

Let's take a look at these a bit more!

1 to 2 Orange Veggies. Orange veggies are a fantastic source of beta carotene, which gets converted in the body to Vitamin A. Vitamin A deficiencies can result in issues throughout the body, including the immune system, reproductive organs, respiratory system, and digestive tract. While orange veggies are not the sole source of Vitamin A, they are one of the richest, and beta carotene is one of the most readily converted and absorbed forms of it.

Use a Lot of : Carrots, Butternut Squash, Pumpkin, Sweet Potato

Use a Little of: Papaya, Mango, Cantaloupe

Preparation : Beta carotene is easier to absorb when it has been slightly cooked! Sweet potatoes should never be given raw

1 Dark Leafy Green Vegetable . Dark leafy vegetables contain so many vitamins! You can count on fiber, vitamins A, C, K, and calcium in all of them. They pack a nutritional punch that is a fantastic way to get a lot into each bite your bird takes.

Use a Lot of : Kale, Swiss chard, turnip greens, collard greens, mustard greens, dandelion greens, broccoli

Use Sparingly : Spinach, romaine

Preparation : Most can be given raw, however all greens contain oxalic acid, which binds to nutrients in the plants that we want to absorb. Oxalic acid is easily reduced by steaming, boiling, or wilting the leaves of any of these vegetables for 5 to 8 minutes. It is best to offer these lightly cooked to get the most benefit from them. Spinach is especially high in this acid so should not be fed raw often.

2 to 5 "Other" Veggies. This helps round out the chop, offering variety while still providing nutrition. An easy and inexpensive way to flesh out the chop is to add a frozen vegetable mix, which usually contains carrots, corn, peas, and green beans.

Great vegetables : Broccoli, brussel sprouts, peas, beet root, bell peppers, hot peppers, cauliflower, ginger, radish

Avoid : asparagus, comfrey, avocado, rhubarb, mushrooms

Preparation : brussel sprouts and other cabbages should be cooked before offering, but everything else can be given raw. Remove leaves from peppers.

Grains : Grains are a great source of many nutrients. Many are rich in proteins, B vitamins, minerals like iron, magnesium and selenium. Whole grains are recommended for the most nutrition. I usually buy a mix of grains and legumes.

Use a Lot of: Quinoa, millet, buckwheat, wild rice, amaranth, barley, freekah, sorghum, Farro, steel cut oats.

Use a Little of : Brown rice, white rice, quick oats

Preparation : While most can be consumed raw, or even used to help absorb some of the liquid from the vegetables, my birds have always preferred their grains cooked, so that is what I primarily do.

Legumes . Again, I usually buy a mix of grains and legumes to make this easier. Legumes includes green beans, chickpeas, black eyed peas, black beans, lentils, mung, adzuki, etc. Legumes do contain many vitamins, fiber, and are a great source of protein.

Use a lot of: green beans, chickpeas, black eyed peas, lentils, mung, adzuki,

Use only cooked well : Anasazi, Black, Fava, Kidney, Lima, Navy, Pinto, Soy

Avoid : Dry beans of any kind

Preparation : Beans should never be offered dry! They should always be soaked and cooked per the directions as they contain a toxin that needs to be neutralized with cooking.

1 Fruit, Optional. Fruits are also a great source of vitamins and fiber, but they have something that the rest on this list do not: a copious amount of sugar. In the wild, they would eat a lot of fruits, but they would need the energy sugar provided for their long flights through the tree tops. In our homes, birds do not move enough to justify feeding a lot of sugary foods. The less fruit they have to eat, the more room they will have for veggies!

Use a Lot of : Mango, blueberries, cherries, pomegranate, cranberries, papaya, cantaloupe

Use a Little of : Banana, Apple, Pear, citrus, grapes

Avoid: pits and seeds (exception: papaya and melon seeds can be added right to the mix!)

Preparation : cleaned or pits/seeds, and served raw

Spices, optional. Some spices contain components that make them a tasty and healthy addition! I don't always add spices birds only have about 350 taste buds to our 9000, but they still appreciate a little flavor!

Great Spices to Tr y: ceylon cinnamon, turmeric, ginger, chili, dill, mint, sage, parsley, cayenne, paprika, anise, fenugreek

Spices to Avoid : cassia cinnamon, nutmeg, garlic, onion, leeks, anything with added salt

Remember a little goes a long way!

Healthy Additions, optional . This is not usually part of the larger chop portion, but instead added as a topping to provide extra variety. This can be anything that doesn't freeze well, healthy seeds, or things you want to only feed in moderation on occasion.

Examples : hemp hearts, bee pollen, red palm oil, chia seed, flax seed, extra firm tofu, sprouts.

Remember that some foods are toxic no matter how they are prepared.

For quick and easy chop, check the frozen section of your local grocery store! Frozen mixed veggies are easy and cheap, making it a good base for most chop. They also are a quick and easy thing to grab if you don't have anything already made. Did you know that frozen vegetables can actually be just as, or more, nutritious than their fresh counterparts? Just make sure that they contain no added salt or seasonings.

Making chop can be just as easy as combining ingredients and serving.

1. Cook anything that requires cooking (potatoes, beans, grains, etc) and let it cool.

2. Chop anything that requires it. Anything larger than a pea, I run through the food processor and pulse to make it smaller.

As for storing, you have a few options:

Make a small batch daily, so no storage needed

Make enough for just a few days worth of food and refrigerate leftovers

Make a large batch and freeze. I like to use snack size baggies inside a larger freezer bag, but you could also put it in an ice cube tray to freeze and then put in another container or freezer bag to store. Basically, you want to store it in smaller portions that last 1-3 days so that it doesn't spoil before you can give it to your flock.

Since I give my chop to both bird and rats, I make a large batch at once. I have found that leaving the frozen components frozen (vs thawing and refreezing) helps cut down on the moisture when thawing. I do pat down veggies, especially the greens, with paper towels before mixing in. A salad spinner would also be useful.

Alternatively, you can mix in some dry oats, grains, or pasta before serving to soak up moisture.

I take out a baggy the morning before I want to serve it and leave it in the fridge to thaw. So when I finish a baggy, I immediately take out another for the next day.

Not all birds take to chop immediately. Here are some ideas to encourage eating.

Serve less, not more . Remember that birds only eat about 15 to 20% of their body weight daily. For Jingo, I usually only give him 1 to 2 tbsp of chop a day because I also want him to eat pellets. If you provide your bird with a large amount of food, they tend to pick their favorites. Offering less may encourage them to eat what they are given.

Eat with your bird . It is instinct for birds to avoid things they don't recognize as food. They learn safe foods from their flock, and in our homes, you are part of the flock! If they see you eat it, it shows them that it is edible and safe. You can also even try just sitting next to them while they eat, as eating is a flock activity.

Vary the presentation . Sometimes they don't like the way things are cut, or the bowl, or the temperature. Try offering it warm, or cold. Try cutting up things in different ways - for example, carrots can be diced, cut into coins, or sticks. Sometimes a new shape will encourage them to eat. Try a plate vs a bowl. Some birds really like to eat veggies on a plate on the cage floor, while others prefer a bowl at the top of their cage! Eventually you will find a willing combination!

Try not letting ingredients touch . Some birds prefer that their food is not all mixed together and would prefer that their carrots and peas don't touch! Try offering a plate with things dividing vs mixed together.

Offer first thing in the morning . Birds tend to be hungriest when they first wake up. Try offering chop as the first meal of the day!

Let them "steal" it off your plate . Do you have a bird that won't eat anything given to them, but will eat anything you are eating? This trick works on Jingo every time! I let him think he is stealing something tasty off my plate, and he will eat it everytime! Stolen food must taste better.

Mix in favorite foods . While they will likely pick out their favorites first, veggies tend to stick to each other in a chop and they may accidentally fall in love with whatever is attached to their favorite food! If nothing else, it makes a positive association that can help bridge the gap.

Make bird bread . You can use a pre-made mix like Harrison's to add veggies to, or make one from scratch using low glycemic flours. Add in veggies and your bird ingests the veggies and hopefully gets a taste for them! This has worked well for me with pellets as well.

Make veggies fun . Put them in a foraging toy, hang them up on a skewer, or weave them through the cage bars!

Try smoothies . Some birds love nothing more than to drink down a tasty smoothie! Take your chop and blend it into a drink and see if they will eat it that way. You can also make it into a puree (think baby food consistency) and feed it on a spoon for a nutritional bonding session,

It will be messy . No matter if they love or loathe chop, it will be messy. This is also natural. One of the things parrots do in the wild is help things in the top of the trees make it to the ground. This feeds the tree itself, as well as insects and animals that can't reach them. It is an important part of the jungle, but unfortunately the behavior comes inside with them!

Patience . It will take time for some birds. Keep offering! If you stop offering, there is no chance for your bird to accept it.

If you cannot get your bird to eat fresh veggies, or you simply have no time for a fresh version, another option would be a dehydrated or freeze dried vegetable mix , either as is or re-hydrated. Re-hydrated would be best simply because pellets and seeds are already so dry. Also, check the label and offer only those that do not contain sugars, salt, onions, oils, or Sulfur Dioxide.

Sprouts are another alternative. Many birds seem to really go for sprouts because they are seed like. Sprouts are super healthy and really easy to make! Store bought sprouts are not recommended as they have a greater chance for spoiling. They can make up most of the fresh food part of your bird's diet.

Cook 'n' serve mixes can also be a good supplement if your bird won't eat veggies. I have found good luck with Higgins Worldly Cuisines, Volkman, and Avian Organics mixes, and usually I can sneak in a few extra veggies without them noticing!

What does your chop usually look like? I'd love to see it or your birds enjoying their veggies! Feel free to tag me @LilMonstersBirdToys to show me your #veggiemonster!


Lancaster Farm Fresh CSA Recipe Group

I am health conscious, green fruits, vegetable juices and salad are my preference. I like your recipe, I would try.

Wow, this looks so delish! Glad I found this blog! Does your CSA deliver to Fairmount in Philadelphia? I am currently with Delaware Valley Farm Share but love seeing all the CSA options.
x
Ps. I am currenly hosting a CSA & Farmers Market Link Up, a place to show off your farm fresh haul and share the delicious recipes that come from them. I would love for you to stop by and share this recipe! (http://www.lightandsweetblog.com/2013/07/grilled-peach-salsa-csa-link-up.html)

Yummy green bean recipe! Any good turnip recipes? I've mashed them, added them to soups and now. I'm at a loss. please help! :)

Oh really good information.. nice blog..
Mitcham Taxi | Mitcham Cab | Wimbledon Taxi


Ver el vídeo: Halbe Ente auf Maronen- Kartoffel-Püree. Rezeptempfehlung Topfgucker-TV (Agosto 2022).